Qué es el Fisting

Curiosidades

Salud Sexual

Hoy queremos contaros una práctica sexual peligrosa que hay que practicar con mucho cuidado y no abusar de ella. Una práctica que se extiende mucho en nuestra sociedad, se extiende por la novedad que supone a la par del morbo que puede llegar a dar.

Es una tendencia sexual que tiene su origen en el mundo del porno, ya que se trata de una relación un poco “extrema” que tiene su origen en el cine X. Y ese morbo de esas situaciones se ha llevado a nuestro día a día.

Fisting
Imagen de Pixabay.com

El fisting consiste en meter el puño por el ano de nuestra pareja.

Como decimos se empezó a ver en el cine X y se ha llevado a nuestro día a día. Se ha extendido tanto en relaciones heterosexuales como homosexuales. En esta práctica se tiene la idea del placer en el poder introducir el puño por el ano de nuestra pareja.

Pero para ello hay que tener mucho cuidado ya que los desgarros pueden ser muy comunes en esta práctica, ya que se trata que algo grande va a entrar por un espacio muy pequeño. Como decimos hay que tener mucho cuidado con ello, y si lo quieres practicar tienes que seguir unos pasos.

Pasos para hacer Fisting

Poco a poco

Es importante el poder ir poco a poco en esta práctica. No se puede empezar a introducir un día el puño en el ano de tu pareja. Tienes que ir haciéndolo poco a poco, con diferentes consoladores de tamaño o con el pene, pero muy suave.

Lubricante

Para el ano es importante el uso de lubricante, para poder evitar esos desgarros y que se favorezca la penetración. Sin ellos es importante.

Paciencia

Es algo que no se consigue rápidamente y hay que ir con tranquilidad.

Consentimiento

Es básico pero mejor recordarlo, la pareja tiene que dar el consentimiento a ello.

Escort Sevilla
Abrir chat
1
¿Hablamos?
Hola, ¿quieres que hablemos?